¿Cómo prevenir las estrías?

¿Cómo prevenir las estrías?

 

Las estrías aparecen como consecuencia de un cambio brusco y repentino de peso, ya sea que se trate de una pérdida o de un aumento. Ante estas situaciones, la piel se estira bruscamente y se agrieta dando como resultado unas líneas rojizas que con el tiempo se van volviendo blanquecinas. Entre las zonas más propensas a presentarlas se encuentran los glúteos, las piernas, el pecho y el abdomen.  

La mayoría de las mujeres que han estado embarazadas padecen este problema estético, pero no son las únicas. Las estrías son uno de los problemas de belleza más comunes y difíciles de combatir, por lo que la mejor solución, pasa por tomar medidas que permitan prevenir su aparición. A continuación, repasamos algunos métodos efectivos para lograrlo:

Consumir alimentos ricos en zinc: este mineral es esencial para un buen funcionamiento del sistema de defensas del organismo, para el crecimiento de las células y para una correcta cicatrización de las heridas. Alimentos como la carne de cordero, las ostras, el germen de trigo, el hígado de ternera, las semillas de calabaza o el chocolate negro contienen grandes cantidades de zinc.

Aumentar el consumo de vegetales y frutas ricos en vitamina A y C:

·         La vitamina A ayuda a la formación regeneración de las células de la piel por lo que se ha convertido en uno de los ingredientes por excelencia de las cremas corporales. Podemos encontrarla en alimentos como la leche, los huevos, las zanahorias, las espinacas o el melón.

·         La vitamina C es un nutriente esencial requerido por el cuerpo para el desarrollo y el mantenimiento del tejido cicatricial. Para incorporarla, podemos consumir frutas como el kiwi, la naranja o las frutillas y vegetales como los pimientos o las verduras de hoja verde.

Hidratarnos por dentro: el agua es fundamental para la turgencia e hidratación de la piel. Se recomienda beber alrededor de 2 litros de este líquido por día, ya sea de forma natural o por medio de infusiones o jugos.

Masajear la piel con cremas hidratantes: como dijimos anteriormente, las cremas corporales ricas en Vitamina A ayudan a nutrir y regenerar la dermis, por lo tanto, son excelentes para prevenir la aparición de estrías. Para aplicarlas mediante un suave masaje de forma circular, antes de acostarnos y por las mañanas.

Evitar los cambios bruscos de peso: si bien esto es complicado durante el embarazo, sí podemos evitar seguir dietas extremas con las que se baja de peso rápidamente, provocando  la aparición de estrías. Por eso, y también para cuidar nuestra salud, lo más recomendable es mantener un peso equilibrado y constante.

Entonces, lo primordial para prevenir la aparición de estas antiestéticas marcas pasa por llevar una vida saludable, cuidar nuestra piel por dentro y por fuera, y huir de las dietas mágicas.

Suscribite al newsletter

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo

The subscriber's email address.