Mitos y realidades sobre las manchas en el rostro

Mitos y realidades sobre las manchas en el rostro

Las manchas suelen ser una de las mayores preocupaciones estéticas de las mujeres con respecto a la belleza de la piel. Esto se debe a que, por lo general,  estas marcas se asocian al paso de los años. El daño solar acumulado a lo largo de la vida puede hacer aparecer manchas marrones en las zonas más expuestas (la cara, las manos, el escote), especialmente en personas de piel clara que no se broncean con facilidad. Sin embargo, todas las mujeres, independientemente de su tipo de piel y edad, son vulnerables a su aparición.

Una mancha cutánea, es una zona de nuestra piel que contiene una mayor cantidad de melanina por lo que su color suele ser más oscuro.
Este incremento en la cantidad de melanina, puede depender de varios factores, tanto internos como externos:

La exposición a la luz solar

Existe una estrecha relación entre la producción de melanina y la exposición de nuestra piel a los rayos ultravioletas (UV). Los rayos UV influyen sobre cualquier tipo de mancha en la piel, bien sea oscureciéndola de forma transitoria (como ocurre con pecas y lunares) o favoreciendo su aparición en una piel previamente sin manchas (como pasa con los léntigos o manchas de la edad, o con las pigmentaciones postinflamatorias). Por ello, cualquier medida destinada a combatir o a prevenir la aparición de manchas en la piel ha de ir invariablemente asociada con medidas de protección solar.

Acción Hormonal

Existe un tipo de hormona, producida en la glándula pituitaria, llamada hormona de estimulación melanocítica (MSH por sus siglas en inglés), que tiene un rol significativo en la producción de melanina.

Daño en los queratinocitos

Los queratinocitos son las células cutáneas que conforman la capa de piel más externa, la que está expuesta al ambiente. Cuando esta capa se daña ( por una cortadura, un golpe, una quemadura), los queratinocitos inician el proceso de regeneración. En este proceso liberan varios factores de crecimiento que pueden estimular una mayor producción de melanina, por lo que puede ocurrir que, al recuperarse la piel, ésta sea más oscura.

Si encontrás manchas en tu piel, te recomendamos consultes con un profesional quien podrá asesorarte sobre cómo tratarlas.

 

 

Suscribite al newsletter

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo

The subscriber's email address.